Patry Jordán: "Puedo decir que trabajo y vivo de algo que me apasiona, que es poder ayudar a los demás"


Valor te propone chocolatear tus postres este Halloween


Chocolates Valor / Laura González

Estamos muy cerca de celebrar el día más siniestro y a la vez divertido del año, ¡Halloween! Calabazas, fantasmas, brujas, esqueletos y gatos negros han llegado para acompañarnos en esta escalofriante noche, una de las más celebradas en todo el mundo. Porque ¿a quién no le gusta rodearse de amigos, ponerse un disfraz y, sobre todo, preparar las mejores recetas dulces y disfrutarlas con ellos? Este año, Chocolates Valor nos propone disfrutar de esta fiesta con una infinidad de postres de chocolate "terroríficamente deliciosos".

Chocolates Valor cuenta con una gama específica para repostería para que desatar nuestro lado creativo y repostero sea más fácil que nunca. Desde galletas y trufas, hasta bizcochos o brownies. Aquí la estrella es, sin duda, el Cacao Puro en polvo desgrasado de Valor, pionero y líder absoluto en su categoría. Un producto sumamente versátil y muy reconocido por los amantes de la repostería, con la mezcla exclusiva de cacaos de la firma, que le confiere una intensidad única y el sabor característico de la marca. Además, Valor cuenta también con las tabletas de cobertura Chocolate Puro Postres, Chocolate Negro 70% Postres y Chocolate Puro Postres 0% azúcares añadidos, perfectas para todas aquellas recetas que precisen de un twist de sabor en sus recetas para el Truco o Trato.

Y para muestra, Chocolates Valor te deja una receta de unas galletas que están de muerte, los Choquesqueletos:

Ingredientes: 

  • Para las galletas:
  • 340 g de harina de trigo
  • 50 g de Cacao Puro en Polvo Desgrasado Valor
  • 200 g de mantequilla a temperatura ambiente
  • 120 g de azúcar glas
  • 1 huevo
  • 1/2 cucharadita de levadura en polvo
  • Esencia de vainilla
  • Para la decoración: 
  • 100 g de azúcar glas
  • Un poco de agua fría


Elaboración:

1. Batimos la mantequilla (a temperatura ambiente) con el azúcar, hasta conseguir una crema homogénea y suave. Agregamos el huevo y la vainilla y batimos hasta que todo esté bien integrado. 

2. Mezclamos la harina, el cacao y la levadura y tamizamos la mezcla. Acto seguido, la añadimos a los otros ingredientes poco a poco, mientras vamos batiendo, hasta conseguir una masa homogénea de color a cacao intenso. 

3. Formamos un cilindro con la masa, la envolvemos en papel film y la dejamos reposar en la nevera durante 2 horas (como mínimo). 

4. Una vez pasado el tiempo, precalentamos el horno a 180º (calor arriba y abajo sin ventilador). Aplanamos la masa con ayuda de un rodillo hasta conseguir un grosor de un centímetro. Podemos ayudarnos poniendo harina sobre la encimera para que no se pegue o poniendo la masa entre dos hojas de papel de horno. 

5. Cortamos las galletas con un cortapastas con forma de muñeco y las colocamos cuidadosamente sobre una bandeja de horno engrasada o forrada con papel de hornear. 

6. Horneamos las galletas durante 10-12 minutos y las dejamos enfriar hasta que estén completamente frías antes de decorarlas. 

7. Para la decoración, poco a poco mezclamos cucharadas de agua fría con el azúcar glas, mientras removemos hasta conseguir una pasta ligera. Con 2 o 3 cucharadas de agua será suficiente para esta cantidad. 

8. Ponemos la mezcla en una manga pastelera y cortamos levemente la punta. Decoramos las galletas añadiendo ojos, boca, las costillas y las extremidades. 

9. Dejamos que se solidifique durante unos minutos y... ¡Ya tenemos todo listo para una merienda terrorífica!