'Digital Tribal', una propuesta de Bershka para esta temporada


Las flamencas de Carmen Acedo inspiran ‘Pascual Márquez, 33’ de Califato ¾


Marta Rojas

Tomando como estructura las cuatro partes de la sevillana, Califato ¾ hace de ‘Pascual Márquez, 33’ un recorrido en el tiempo por los diferentes escenarios, personajes y personalidades que engloba el imaginario sevillano. 

Desde la aparición del Giraldillo en plena época barroca sevillana, hasta un encuentro festivo con La Duquesa de Alba en su propio palacio; bandoleros y unas contemporáneas Santa Justa y Santa Rufina a las que se les ha dado vida; o una resaca a hombros de Curro, la mascota de la Expo '92, para lo que por primera vez se ha concedido autorización para utilizar el traje original vestido por la propia persona que enfundó el traje en la Exposición Universal.

El videoclip, ideado y dirigido por el prestigioso artista visual andaluz Raúl Rosillo, es mucho más que eso, cuenta la historia de Sevilla dejando ver pinceladas de la cultura andaluza como si de una película se tratase. El propio Raúl habla así de este proyecto tan especial e innovador:

“Para mí fue muy especial escoger esta canción del disco, porque creo que era un reto hacerle un videoclip a una sevillana. Y por ello esa oda a la ciudad de Sevilla. La idea surgió en noviembre del 2020, después de reunirme con los Califato en Sevilla: yo quería homenajear a esta ciudad desde una forma contemporánea y diferente, tocando la tradición y los elementos clásicos y fusionándolos con su música; y por ello surgieron estas cuatro ideas. Fueron cuatro porque una sevillana se compone en cuatro partes”.

Una Oda a la ciudad de Sevilla llena de simbolismo y moda contemporánea

Asimismo, también se ha contado con la prestigiosa bailarina y coreógrafa Laura Morales, vestida de Reveligion, como narradora física de los diferentes climas del vídeo. La particularidad que llamó la atención de Raúl Rosillo es la capacidad de Laura de deformar las sevillanas, como podemos ver desde el inicio del videoclip.

En cuanto al vestuario, creado por la estilista Alejandra Gombau, destacamos el protagonismo de la firma trianera Carmen Acedo, que se hace notar con dos trajes rojos con lunares blancos y otros dos trajes actuales de su última colección ‘Alfarera’ de Carmen Acedo, observándose así la evolución de las colecciones de la diseñadora sin perder la esencia de la flamenca sevillana, a la que no le falta detalle gracias a los claveles de la marca Blanco Azahar que aderezan su pelo.

Además, entre los diferentes estilismos observamos la aparición de las inconfundibles piezas de Foronda, como la mantilla beige de seda de la Duquesa de Alba, y mantones de manila bordados en seda de colores. 

Raúl, junto a su equipo de profesionales, explora el cante y la música andaluza de una doble óptica, la respetuosa y la irreverente, abriendo un nuevo camino del flamenco basándose en las raíces del mismo. 

Busca la innovación, la combinación de estilos con la incorporación de la música electrónica a sonidos característicos de la idiosincrasia andaluza. Sin duda, una manera de reinventar la cultura sevillana sin perder ni un mínimo de su esencia.