Patry Jordán: "Puedo decir que trabajo y vivo de algo que me apasiona, que es poder ayudar a los demás"


China Crown: la mejor alternativa para disfrutar tras las ferias en Madrid


Ríos y Toth / Comunicado / Laura González 

Madrid cumple los requisitos necesarios para posicionarse como uno de los destinos referentes para el turismo de lujo europeo. Existe la falsa creencia de que el estilo y la exquisitez se limitan a determinados distritos de la capital, sin embargo, una visión conjunta de la ciudad sugiere que estas características ya forman parte de la totalidad de Madrid. Durante los meses de junio y julio la capital se vestirá de arte con motivo de las ferias Madrid Luxury Art -hasta el 18 de junio en Serrano y Ortega y Gasset-, Arco -del 7 al 11 de julio en IFEMA- y JustMad -del 8 al 11 de julio en el Palacio de Neptuno-. 

La gastronomía ha sido siempre una de las artes más apreciadas de China dentro de la cultura occidental. Por ello, el restaurante China Crown, considerado el templo de la cocina imperial china de Madrid, se convierte por tanto en la opción ideal para rematar una jornada rodeada de arte en las ferias madrileñas. El lujo se lleva al plato en la experiencia propuesta por China Crown. Ubicado en pleno centro del Barrio de Salamanca, en Don Ramón de la Cruz, 6, el restaurante recrea una selección de recetas asiáticas perfeccionadas por las grandes Cortes Imperiales durante miles de años, aún desconocidas para muchos paladares españoles. Disfrutar de los platos que conforman el selecto recetario de China Crown supone la culminación perfecta a una jornada admirando las piezas expuestas en JustMad o Arco. Además, su privilegiada localización en el barrio de Salamanca permiten a sus comensales descubrir las obras del escultor Alejandro Vega expuestas en Madrid Luxury Art.

Cada plato elaborado en China Crown es el resultado de años de investigación y de la pasión de los hermanos Bao por la cultura gastronómica de su país. En su oferta, destaca el menú degustación “Ruta de la Seda” que cuenta con una selección de ocho platos que recorren diferentes enclaves imperiales por los que pasó esta legendaria ruta. Por otro lado, la carta de China Crown también ofrece un viaje por la auténtica cocina china. Para comenzar, encontramos el escabeche picante de pollo de corral estilo Chong Qing o la medusa macerada en salsa de soja, sésamo y vinagre de arroz, tirabeques, pepino y oreja de madera. También destaca la sopa Dim Sum Imperial de aleta de tiburón, gamba roja y txangurro; el picantón crujiente con anacardos a la salsa Sichuan; el bogavante con salsa de curry; o el pepino de mar con reducción de cebolleta china y soja Maylin estilo pekinés. Entre sus arroces y pastas, una parada obligatoria es el arroz “Montaña de oro” salteado con solomillo de vaca y perlas de huevo y los fideos artesanales de boniato con caldo de cerdo ibérico. Además, con la inauguración de su terraza, el restaurante ha diseñado su tardeo ‘Dim sum & champagne bar’, que nos acerca una selección de dim sums armonizados con una copa de champagne o gin tonic.

El Pato Imperial Beijing supone la joya de la corona del restaurante. Su cuidada elaboración y la ceremoniosidad de su servicio en mesa lo han convertido en el favorito de los comensales. Para esta elaboración, que data del siglo XV y conlleva más de cinco horas de cocinado, el chef Felipe Bao ha implantado dos estilos tradicionales de corte, uno de los pasos más importantes del emplatado: el corte “estilo pluma”, que desmiembra la carne en láminas, y el corte “estilo piel de pato” que no daña la carne. El pato laqueado se sirve en rollitos con salsa hoisin, puerro, pepino y membrillo de Goji.  

Para completar esta experiencia de lujo gastronómico y artístico, China Crown ofrecerá un cóctel especial, el ‘Golden Art’, que estará disponible exclusivamente durante los meses de junio y julio con motivo de las ferias de arte mencionadas anteriormente. El cóctel está elaborado con zumo de Yuzu, zumo de maracuyá, licor de Midori, ginebra, cherry Marrasquino, azúcar de caña y clara de huevo. 

Bajo el paraguas de Grupo China Crown se concentran los restaurantes China Crown, Shanghai Mama y Tottori, que acaba de abrir sus puertas en Lagasca, 67. La filosofía del grupo se basa en proyectar las tradiciones de la gastronomía asiática en un ambiente trasgresor y cuidado que evoca al comensal a sumergirse en la cultura oriental de este continente. Su fundadora es la reconocida empresaria de restauración María Li Bao -también presidenta de Shanghai Fusión, uno de los eventos gastronómicos más importantes de China- quien, de la mano de su hermano Felipe Bao, que actúa como chef ejecutivo, conforman la espina dorsal del grupo.