Viajar y atravesar, así es la nueva colección de Lanvin para la próxima primavera


Shanghai Mama inaugura su temporada de terrazas


Ríos & Toth / Comunicado / Laura González 

Las terrazas se han convertido, actualmente, en el mayor reclamo de ocio. La llegada de las altas temperaturas y la seguridad son las dos premisas que hacen que los espacios al aire libre sean el plan más codiciado. Conocedor de las necesidades del público, Shanghai Mama -de Grupo China Crown- da el pistoletazo de salida a los meses de calor trasladando su propuesta gastronómica al exterior y lo hace con sus imponentes terrazas, que conjugan una exuberante vegetación con la decoración más vanguardista. En Pozuelo de Alarcón y en la urbanización La Moraleja de Alcobendas se sitúan los oasis metropolitanos de Shanghai Mama. Se trata de terrazas al aire libre a las que se traslada la propuesta gastronómica de este restaurante que moderniza el recetario chino más tradicional. 

La propuesta gastronómica de Shanghai Mama -restaurante pionero en Madrid en transformar el chino tradicional de barrio en un establecimiento sofisticado de mantel blanco, cristalería y vajilla elegante- conjuga las técnicas tradicionales de cocina chinas, inspiradas en la cocina de las ‘mamás’, con ingredientes nacionales. El resultado: sabores sorprendentes e intensos que proyectan una cocina desenfadada, moderna y sofisticada, pero sin olvidar sus raíces; ideal para compartir y para disfrutar en familia.

Para dar comienzo, Shanghai Mama propone 12 entrantes entre los que destacan el roll de verduras de temporada acompañado de salsa tropical como uno de los platos más refrescantes para esta temporada estival. El viaje gastronómico a Shanghai Mama continúa con los dim sums, uno de los máximos exponentes de la gastronomía china. Entre los 8 tipos de dim sums del restaurante, el Xiao long bao relleno de secreto ibérico y trufa, el Ha Kao relleno de gambas con jengibre y el Siu Mai crujiente relleno de verduras salteadas suponen una elección acertada para paliar el calor veraniego.

La propuesta continúa con los arroces y los fideos, donde el Ku Bak crujiente de pollo y mariscos con huevo de Pita Pinta es el auténtico protagonista gracias a su terminación en mesa: el servicio del restaurante introduce un huevo en el plato para cocinarlo, in situ y mediante un soplete, y mezclarlo junto con el resto de los ingredientes, lo que supone un auténtico espectáculo visual gastronómico para el comensal. Asimismo, las verduras de Shanghai Mama son el contrapunto perfecto de opción saludable, entre las que destacan la Okra en salsa semidulce de soja y ajo y el mix de verduras con salsa curry a la cazuela. 

La experiencia avanza y se completa con los platos principales donde los pescados, el marisco y las carnes son las estrellas indiscutibles. Del mar, Shanghai Mama propone Familia Feliz (langostinos, ternera, pollo y verduras de temporada al wok) y los langostinos salteados con jengibre en salsa de té como las grandes alternativas; aunque, sin duda, el plato fuerte llega con la carne y, en especial, con el pato Shanghai Mama con salsa de almendras. Estandarte de la gastronomía china, el pato destaca por su piel crujiente que se consigue tras una larga crianza. Tras la condimentación, se cocina a baja temperatura durante varias horas en el horno lo que otorga a la piel una jugosidad excepcional. Este se sirve con obleas, finas y ligeras, la famosa salsa hoisin, puerro y pepino. Además del tradicional pato Shanghai Mama, esta carne también se presenta con diferentes acompañamientos como se aprecia en el magret de pato laqueado en salsa de naranja y en el magret de pato con verduras selectas y jengibre.

Para concluir la experiencia, el punto dulce lo ponen los postres. Entre la oferta de Shanghai Mama destacan la piña glaseada con helado de coco y ‘La Revolución del Plátano’ como las opciones más frescas, además de su repostería donde la cheesecake de limón y jengibre es la estrella. Para armonizar la experiencia, el restaurante pone sobre la mesa los mejores tés, una selección de más de 50 referencias de vinos blancos, tintos y rosados-tanto nacionales como internacionales- y coctelería de autor. 

La decoración de Shanghai Mama sigue la línea de evolución que vive la ciudad que le da nombre y se inspira en la concepción colonial de Shanghái. Este proyecto de restauración está liderado por la reconocida empresaria María Li Bao, quien dispone con los mejores profesionales nativos para trasladar la esencia del gigante asiático a España.  

Shanghai Mama cuenta con cuatro restaurantes repartidos entre Madrid (zona Cuzco) Pozuelo de Alarcón, La Moraleja (Alcobendas) y su corner de la calle Machupichu, en el Barrio de Hortaleza. Estos espacios cuentan con terrazas interiores y exteriores, permitiendo disfrutar de una experiencia gastronómica segura y tranquila. A estos cuatro establecimientos se les sumarán próximamente otras localizaciones, ya que Shanghai mama se encuentra en pleno proceso de expansión. Todos ellos pertenecen a Grupo China Crown, integrado por el restaurante homólogo -situado en la calle Don Ramón de la Cruz, 6- y el nuevo Tottori, establecimiento de gastronomía japonesa que abre sus puertas en Lagasca, 67 el próximo 5 de mayo.