Dior presenta su colección ready-to-wear para el próximo otoño en Shanghai


Benetton abre su primera boutique 100% sostenible en Florencia

Benetton


Benetton presenta en Florencia un nuevo concepto de tienda (caracterizada por el empleo de materiales sostenibles y tecnologías de vanguardia para el ahorro energético), candidata a convertirse en auténtica precursora de un nuevo enfoque para el comercio minorista de bajo impacto medioambiental.

Fruto de un imponente esfuerzo de investigación e innovación, la nueva tienda forma parte de un gran proyecto de sostenibilidad que Benetton está llevando a cabo para consolidar las buenas prácticas de la empresa, mejorar su desempeño medioambiental y social en toda la cadena de suministro y convertirse en un modelo, tanto en Italia como en el mundo, en lo que respecta a la moda sostenible.

«Esta tienda es un concepto único a nivel mundial, diseñada para dar pie a una nueva fase dentro de nuestra empresa», comentó Massimo Renon, director ejecutivo de Benetton Group. «Es un proyecto en el que la empresa cree firmemente. Es parte fundamental de un camino que debe hacer que nos convirtamos en punto de referencia mundial en cuanto a sostenibilidad, y en el que Florencia representa el símbolo de este Renacimiento sostenible. Benetton siempre ha tomado decisiones valientes y vanguardistas desde el punto de vista del impacto social. Y seguiremos haciéndolo con cada vez más determinación y convicción», continúa.

El punto de venta se distribuye en una única planta de 160 metros cuadrados, en la que destacan los materiales naturales reciclados. El suelo está realizado con grava del río Piave y restos de madera de las hayas derribadas por la tormenta Vaia, las paredes están tratadas con pintura mineral de propiedades antibacterianas, antimoho y con capacidad para reducir los contaminantes presentes en el medioambiente. 

Los interiores de la tienda se han realizado con nuevos materiales creados a partir de la integración de residuos de la industria textil: los botones usados (de difícil eliminación), mezclados con resina al agua, se convierten en plataformas perimetrales y en las bases de los expositores; la lana reciclada (en estado de fibra cruda) se reutiliza como dibujo en el revestimiento perimetral y como decoración para las cortinas de los probadores; el rossino, un material elaborado con fibras textiles mixtas recicladas, da vida a estanterías, expositores y maniquíes. 

Mención aparte merecen los escaparates, para los que se ha concebido un sistema sostenible que permite reducir los recursos actualmente utilizados. Sustituidos por paneles transparentes fijados al techo que se pueden mover según se desee, crean una especie de bambalina que genera una conexión entre la tienda y la calle. Los escaparates están equipados con pantallas led transparentes de bajo impacto medioambiental, sobre las que se proyectarán contenidos en vídeo específicos según las necesidades de ámbito visual, comercial y comunicativo del momento.

El consumo de energía se ha reducido en un 20 % en comparación con el de una tienda estándar. Mediante minúsculos sensores, la inteligencia artificial y el análisis de datos, se ha logrado concebir un sistema que permite maximizar la eficiencia energética de los puntos de venta y garantizar la comodidad del cliente, al gestionar automáticamente los sistemas en función de la afluencia de personas. 

Quien visite la tienda podrá elegir entre la amplia oferta de prendas sostenibles de United Colors of Benetton, en algodón orgánico, reciclado o BCI (Better Cotton Initiative), nailon regenerado, fibras naturales como el lino y otros materiales sostenibles. Una vez que elija la prenda adecuada, podrá llevársela a casa en una bolsa de algodón orgánico, lavable y reciclable hasta el infinito, o bien de papel procedente de bosques FSC (Forest Stewardship Council).