}

jueves, 4 de junio de 2020

Qué ver y hacer en la capital de Perú, Lima


Laura Pena / Hostelsur

Lima, la capital de Perú, es una ciudad enorme. Tiene más de 11 millones de habitantes (lo que la hace tan poblada como Delhi, en la India, o París, en Francia), es la única capital costera en América del Sur, y además fue el centro de gobierno español durante la colonia. Lima verdaderamente tendría mucho que ofrecer a un turista, pero los tiempos de los viajeros son breves. Será mejor obtener lo mejor de la ciudad, concentrándose en estas cuatro cosas:

• La gastronomía peruana
• La oferta cultural de Lima
• Sus monumentos y arquitectura
• Los museos

Aquí te entrego los porqués y los detalles, pero antes…

Entendamos Perú un poco mejor:

Perú es un país realmente diverso. Tiene 28 de los 32 climas que hay en el mundo en su territorio —del polar al desértico, pasando por casi todos los puntos intermedios. Es más variado de lo que una persona podría describir con facilidad, así que mejor es simplificar las cosas y decir que Perú se divide en tres grandes regiones naturales: la costa, cerca del Océano Pacífico, los Andes (o la sierra) y la selva amazónica (o simplemente la selva).

La costa peruana es casi totalmente desértica. ¿Por qué? Porque los Andes no permiten que las nubes crucen de este a oeste para bañar sus tierras. Estos, a su vez, están compuestos de ocho cadenas de montañas, creando varios «espacios interandinos» de sur a norte: Algunos son valles, otros son lagos; algunos están a gran altura, otros son más bajos; algunos son más cálidos, al estar más cerca de la línea ecuatorial; otros son más fríos, al estar más al sur. ¿Se entiende ahora por qué Perú tiene tantos climas? ¡Y todavía me falta hablar de la selva! La amazonía peruana es cálida, húmeda y muy lluviosa gran parte del año.


Ahora que conoces el país un poquito mejor, queda claro por qué Perú viene siendo elegido siete años seguidos como el mejor destino culinario en el mundo. El país es tan heterogéneo que puedes cultivar literalmente CUALQUIER planta en su suelo; y, como consecuencia, la cocina peruana es tan diversa como el país. Lo bueno es no es necesario que ningún viajero recorra Perú para disfrutar lo mejor de la comida peruana. Lima ya la concentró para todos, haciéndole el destino gastronómico por excelencia del país.

En Lima, disfruta de la cocina peruana:
Mientras estés en Lima, por favor, ve a comer. Hay demasiados restaurantes para elegir, y tan baratos o tan caros como gustes. ¿Qué platos probar? Aquí te dejo unas cuantas sugerencias:

Cebiche (también puedes encontrarlo como ceviche, pero es lo mismo).
Se cocina marinando pescado crudo con cebolla, cilantro (o culantro, que es como le conocen en Perú) y un poco de ají… pero las apariencias engañan. Tú no comerás pescado crudo. Los limones peruanos tienen tanta acidez que cocina el pescado frente a tus ojos en cuestión de segundos. El resultado es delicioso.

Causa rellena
Es una especie de «sándwich» de papas. Papas amasadas en la base, un relleno al medio (pollo, pulpo o pescado, por lo general, aunque también hay opciones vegetarianas) y más papas amasadas como tapa. Si tenemos en cuenta que Perú fue el país que le regaló las papas a la humanidad y que tienen más de tres mil variedades de este tubérculo en el país, ten por seguro de que su sabor será tan único que te sorprenderá.

Papa a la huancaína
Son papas sancochadas bañadas con una salsa hecha con leche, queso, galletas saladas y ají… ¡Dios mío!, ¡qué salsa! Y tienen otro plato muy similar llamado ocopa, que usa una salsa distinta.

Pachamanca
La pachamanca es una comida ancestral. Es incluso anterior a los Incas. Los peruanos cavan un hoyo en la tierra, colocan piedras calientes dentro, y luego las cubren con diferentes carnes y alimentos andinos. Una vez que han colocado toda la comida, cubren el hoyo con tierra (sí, para volverlo un horno) y esperan unas horas. Luego desentierran la comida y la sirven. No podrás creer el sabor que adquiere.

Juane
Es un bollo de arroz, carne de gallina, cilantro y algunos otros ingredientes que se cocina envuelto en hojas de banano. Es un plato típico de la selva amazónica, y especialmente solicitado por todos los que viajan a conocer Iquitos, en la cuenca del Amazonas.

Arroz chaufa
Es una versión peruana del arroz frito de la cocina oriental, una fusión que comenzó después de la llegada de los primeros inmigrantes chinos a Perú en el siglo diecinueve.

Chicha
La chicha es una bebida hecha de maíz, y podrás encontrarla en dos variedades: la «morada» (hecha de maíz morado, planta que crece casi exclusivamente en el Perú) y «de jora» (que puede ser ligeramente alcohólica). La chicha también es una bebida ancestral, incluso anterior a los Incas.

Y a todo ello, por favor, agrega algunos postres tradicionales limeños. Los «picarones», la «mazamorra morada» y el «suspiro a la limeña» te parecerán riquísimos.

Sí, en realidad Lima es la ciudad soñada de todos los «foodies» viajeros.

La oferta cultural de Lima
Lima concentra un gran porcentaje de la oferta cultural peruana. Tiene muchos conciertos, obras de teatro y exposiciones todos los días. Los precios son muy baratos. Incluso encontrarás espectáculos con salida a la gorra. Mientras estés en Lima, seguramente querrás matizar tu visita yendo a uno o dos. Hay más de una agenda cultural en la ciudad para guiarse.

Otro lugar que no querrás perderte es el «Parque de la Reserva». La entrada cuesta alrededor de 1.50 USD y disfrutarás de un juego de luces y agua que no solo te parecerá divertido sino que además te permitirá tomar muchas fotos. Está de más decir que hay que ir de noche.

Los monumentos y la arquitectura del Cercado de Lima
Cuando los españoles conquistaron América del Sur, hicieron de Lima la capital de sus colonias. Por eso le llamaron «La ciudad de los reyes». Como tal, trajeron a Lima lo mejor de las expresiones arquitectónicas y artísticas de la Edad Moderna, convirtiendo el centro de la ciudad, «el Cercado de Lima», en una zona de visita obligatoria. Puedes ver la arquitectura colonial haciendo un free tour, caminando. Si además visitas las iglesias, también podrías apreciar muchos trabajos de arte religioso. Sugiero comenzar con las iglesias «San Francisco», «Santo Domingo» y «San Marcelo». Todas ellas quedan en el Cercado. Hay muchas más, pero esas tres quedan muy cerca la una de la otra y serán un gran comienzo para ti.

Para apreciar un estilo más rústico, ve a Barranco. Barranco es el distrito bohemio de Lima. Tiene un ambiente acogedor, muchas propuestas culturales y también muchos bares. Otra opción típica, aunque más comercial, es el distrito de Miraflores.

Los museos de Lima
Para terminar, mencionaré los museos limeños. Lima tiene cuando menos cuarenta museos para visitar y más de seis mil años de historia para compartir. Te sugeriré dos aquí: el «Museo de Arte» y el «Museo Nacional de Arqueología, Antropología e Historia del Perú». Si te gustan, visita otros. Hará que tu visita sea más completa.

¡Ah!, y no olvides el zoológico. Perú también es uno de los países biológicamente más variados en el mundo, así que una visita al «Parque de las leyendas» te permitirá conocer muchos de ellos en una sola mañana o tarde. La entrada cuesta menos de 5 USD y, si te gustan los animales, vale la pena.