}

viernes, 5 de junio de 2020

Bizkaiko Txakolina pone rostro al txakoli

Bizkaiko Txakolina

Recuperar el consumo, fortalecer la relación entre productores y clientes y reforzar la presencia de Bizkaiko Txakolina en el mercado son los objetivos que se ha planteado el Consejo Regulador a través de una campaña de comunicación que se desarrollará en diversas fases.  Esta campaña busca poner cara a los bodegueros y viticultores, estrechar la relación con los consumidores, así como la colaboración con la hostelería local.

Bizkaiko Txakolina pone rostro al txakoli mostrando la imagen cercana de sus productores, personas que a lo largo de todos estos años han hecho posible la recuperación y la evolución del txakoli de Bizkaia, situándolo en el panorama internacional, como lo demuestran la multitud de premios y menciones que recoge cada año.

Bizkaiko Txakolina,  es un producto respetuoso con el ecosistema que le rodea y cuya producción colabora decisivamente en el mantenimiento del paisaje natural  de Bizkaia. Hablamos de un producto de KM 0, que recoge en cada botella la personalidad de Bizkaia gracias a la dedicación de sus productores desde el viñedo hasta la bodega, conjugando la tradición con las técnicas más avanzadas.

LA OFERTA MÁS  AMPLIA EN LA HOSTELERÍA Y EN EL COMERCIO
Con el objetivo de acercar el txakoli de Bizkaia al consumidor, la Denominación de Origen desarrollará diversas acciones destinadas tanto a apoyar a la hostelería, como a incentivar el consumo  incrementando  los puntos de venta físicos y reforzando  la venta online.

En la web de la DO, bizkaikotxakolina.eus, se ha habilitado un apartado específico con un directorio de todas las bodegas que disponen de tienda online. Además existen otras plataformas virtuales donde se puede encontrar una amplia gama de txakolis de Bizkaia.

En cuanto a los puntos de venta físicos, Bizkaiko Txakolina ha alcanzado acuerdos con grandes cadenas de distribución como Eroski y Carrefour para que la amplia oferta de las bodegas de la DO tenga una presencia destacada con su excepcional  variedad de txakolis, desde los tradicionales de año, hasta las propuestas más modernas como los txakolis criados en sus lías o los fermentados en barrica.